Abogados · Law Firm · Kanzlei · Avocate

Search / Buscar

martes, 8 de noviembre de 2016

ESTIMADO EL RECURSO DE CASACIÓN FORMULADO ANTE EL SUPREMO EN RELACIÓN A LA PROMOCIÓN SANTA ANA DEL MONTE

Nos complace informales de que la Sala de lo Civil  del Tribunal Supremo ha estimado el recurso de casación que nuestro equipo de abogados, encabezado por Guadalupe Sánchez, había planteado en nombre de varios compradores de la promoción Santa Ana del Monte, ratificando así la doctrina juqrisprudencial establecida en septiembre de 2015 respecto a la responsabilidad que asumen las entidades de crédito y aseguradoras que suscriben con promotoras avales colectivos en garantía de la devolución de las cantidades anticipadas a cuenta del precio de viviendas en construcción.

Efectivamente, hace poco más de un año el Tribunal Supremo declaró que los avales colectivos o líneas de avales firmados por varios bancos con la promotora Herrada del Tollo determinaban la responsabilidad de esas entidades bancarias respecto a las sumas anticipadas a la promotora, aun a pesar de no haberse prestado los avales individuales a los compradores en cuestión. Desde entonces, las entidades bancarias afectadas han formulado numerosos recursos que pretendían que el Supremo modificara o matizara esta doctrina jurisprudencial, en base a cuestiones tales como la información facilitada al comprador por la promotora respecto a la existencia de los avales colectivos, o la falta de ingreso de las cantidades anticipadas en una cuenta abierta a nombre de la entidad garante. El Tribunal Supremo, al estimar nuestro recurso de casación por infracción de la doctrina jurisprudencial emanada de la Sala, ha rechazado también introducir estas variaciones o matizaciones que planteaban las entidades de crédito en sus escritos de oposición al recurso. Pero es que además este fallo ha servido para aclarar una de las cuestiones sobre las que existía cierta controversia jurisprudencial: el dies a quo o fecha de devengo de los intereses cuyo pago deben enfrentar las entidad bancarias, que el Supremo ha confirmado que debe ser el de la fecha en la que se realizaron las entregas al promotor (y no el de la demanda o resolución del contrato de compra como pretendían bancos y aseguradoras).

Es evidente pues que, poco a poco, van desapareciendo los obstáculos y trabas que venían enfrentando los compradores de Santa Ana del Monte (y de cualquier promoción de viviendas no construida o entregada en la fecha prevista) para recuperar sus ahorros y poder pasar página. 

No dude en contactar con nosotros para explicarnos su caso. Estaremos encantados de ayudarles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada