Abogados · Law Firm · Kanzlei · Avocate

Search / Buscar

viernes, 8 de enero de 2016

EL TRIBUNAL SUPREMO DECLARA LA RESPONSABILIDAD DE LAS ENTIDADES DEPOSITARIAS DE LOS ANTICIPOS

Este pasado 21 de Diciembre la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ha dictado una importantísima sentencia en la que establece como doctrina jurisprudencial la responsabilidad de las entidades bancarias depositarias de las cantidades entregadas a cuenta por compradores de viviendas en construcción que no son construidas o entregadas en el plazo convenido.

Concretamente,  en el fallo o parte dispositiva de la sentencia el Tribunal Supremo declara que: « En las compraventas de viviendas regidas por la Ley 57/1968 las entidades de crédito que admitan ingresos de los compradores en una cuenta del promotor sin exigir la apertura de una cuenta especial y la correspondiente garantía responderán frente a los compradores por el total de las cantidades anticipadas por los compradores e ingresadas en la cuenta o cuentas que el promotor tenga abiertas en dicha entidad ».

De conformidad con esta sentencia del Supremo, cualquier pago a cuenta del precio realizado mediante abono en una cuenta bancaria abierta a nombre de la promotora, ya sea mediante imposición, transferencia o efecto bancario (cheque, pagaré...) determina la responsabilidad de la entidad depositaria, en el sentido de que tendrá que responder frente al comprador de la devolución de las cantidades entregadas, incluso aunque la cuenta en cuestión no tuviese la condición de cuenta especial y no se emitiesen avales colectivos o individuales.

Entiende pues el Tribunal Supremo que la condición o carácter de cuenta especial no viene determinada por los pactos de banco y promotora al respecto, sino por la efectiva concurrencia de los elementos o características que configuran la cuenta especial de conformidad con la Ley 57/68, es decir, que sea la cuenta en la que se ingresan las entregas a cuenta por parte del comprador o compradores.

En anteriores resoluciones dictadas también esta pasado año ya se vislumbraba cual podía ser el criterio de nuestro Alto Tribunal respecto a esta materia, que ha quedado plasmado de forma clara y meridiana en esta sentencia, que sin duda va a suponer un espaldarazo para todos aquellos compradores que estaban considerando la posibilidad de emprender acciones legales para recuperar sus ahorros. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada